El PSOE lamenta la tibia iniciativa del PP para proteger a las aves en la ciudad de Málaga

Los socialistas sacan adelante por unanimidad, pero a regañadientes por el equipo de gobierno, una moción para exigir más contundencia en la garantía de preservación de nidos durante las tareas de poda de árboles además de la señalización con elementos reflectantes de vallas de obras para evitar que los pájaros se estrellen contra estos obstáculos. También sale adelante otra moción socialista para combatir los malos olores en la ciudad

El Pleno del Ayuntamiento ha aprobado por unanimidad una moción de la viceportavoz socialista, Begoña Medina, “para garantizar la protección de los nidos de aves durante los procesos de poda, además de la señalización con elementos reflectantes de las vallas de obras para evitar que estas especies se estrellen al tomar tierra”, como ocurre desde hace años en Arraijanal cuando arrancaron las obras de la Academia del Málaga CF.

Durante el debate en el seno de la comisión de Sosteniblidad Medioambiental, Medina ha defendido “que se extremen las medidas de control en los protocolos de podas que puedan afectar a la nidificación de distintas especies de aves en nuestra ciudad”, recordando que hace escasos días en el distrito de Ciudad Jardín “los vecinos se encendieron en redes sociales denunciando que la empresa que llevó a cabo las podas se saltó los protocolos de seguridad, destruyendo nidos de cotorras argentinas con aves en cría”. De hecho, uno de los puntos aprobados en esta moción ha instar al Área de Sostenibilidad Medioambiental “a realizar un estudio de las zonas propicias para la instalación de cajas nidos que permitan a las aves poder cumplir con el ciclo reproductivo en lugares donde hay un árbol muy joven o sujeto a podas”.

En pleno curso sobre el cumplimiento de los Objetivos del Desarrollo Sostenible, el socialista ha recordado que “las aves nos enseñan el rumbo de cómo salvarnos en el planeta y si queremos seguir escuchando su canto, debemos contemplar medidas de protección para todas las especies allí donde tiene lugar la acción del hombre, como obras de construcción, talas y podas”, ha señalado la responsable socialista. Además, ha puesto el acento en que la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza “nos advierte de que en 2019 cerca de 5.200 especies de animales se encuentran en peligro de extinción. De ellos el 11% son aves”. Por eso, la socialista pedirá con esta moción que el área de Sostenibilidad Medioambiental “realice un estudio de las zonas propicias para la instalación de cajas nidos que permitan a las aves poder cumplir con el ciclo reproductivo en lugares donde haya árboles sujetos a podas”.

Afortunadamente, todos los puntos de la moción han sido aprobados por unanimidad para pedir “mas contundencia al Ayuntamiento en la vigilancia del cumplimiento de los protocolos de poda de árboles en la ciudad, como el de no hacerlo en la campaña de verano, cuando los nidos están llenos de aves en cría”. Asimismo, el Ayuntamiento se compromete a estudiar la instalación de señalética reflectante en las vallas de obras en zonas de paso de pájaros para evitar que se estrellen contra estos obstáculos. En este punto, el debate ha sido reñido, “porque la concejala responsable de Sostenibilidad Medioambiental afirma no tener conocimiento de este problema, pese que a navegando en redes sociales puede ver decenas de imágenes muertas tras estrellarse contra las vallas que delimitan las obras de Arraijanal, un problema que la asociación Ciriana lleva años denunciando”.

Contra los malos olores en la ciudad de Málaga

Durante la misma comisión, todos los grupos municipales han aprobado por unanimidad otra moción defendida por la viceportavoz socialista, Begoña Medina, esta vez para “aplicar medidas que combatan la existencia de malos olores en la ciudad mediante el tratamiento adecuado en aliviaderos, la limpieza de alcantarillado y un estudio de la actividad en la Estación Depuradora de Aguas Residuales del Guadalhorce y restantes en nuestro municipio”. En el caso de la Playa de San Andrés y en las inmediaciones de la barriada de Huelin “los vecinos se quejan de los malos olores de vertidos que llegan a la arena desde los aliviaderos, porque el agua se estanca y esta canalización de pluviales no está tratada”, arrastrando toda la suciedad y restos orgánicos que se encuentra a su paso.

En este marco, Medina ha recordado al equipo de gobierno “que es la hora de actuar con contundencia, no tímidamente, porque no es la primera vez que nuestro grupo presenta mociones e iniciativas para que se soluciones el problema de contaminación odorífica que llega a las viviendas en los días de calor, también a la zona de baño y a los propios chiringui